EL Observador

20:53 hrs. Viernes 10 de mayo de 2013 Francesca Canala Pecchenino

Comercio y desarrollo

En los últimos tiempos se han abierto nuevos locales comerciales en el centro de la comuna y esto se debe a que Quillota es un interesante y atractivo polo comercial.

El poder adquisitivo de los quillotanos ha aumentado, producto del trabajo que ha hecho el gobierno para favorecer el empleo en las grandes mineras. De hecho, en las ferias pro-empleo, las empresas que llegan a buscan trabajadores son mineras y obviamente los sueldos son considerablemente mayores a los que se ofrecen acá. Sin embargo, las familias de los trabajadores siguen viviendo en Quillota y cuando estas personas llegan después de varios días de estar ausentes de su hogar, salen a gastar el dinero ganado con la familia y eso nos ha favorecido como comerciantes y también ha favorecido al desarrollo económico de la ciudad, que se mueve en torno al comercio.

Si uno llega al centro un día feriado, el comercio permanece cerrado y la ciudad parece dormida. Somos los comerciantes, los que le damos vida a la ciudad y con los cambios y mejoras de algunos comercios, eso se ha potenciado.

Como Cámara de Comercio siempre estamos haciendo un llamado a que los comerciantes cambien su imagen y se mantengan siempre atentos y acordes al desarrollo económico del país.

Las empresas que han llegado a calle Prat, por ejemplo, lograron mejorar un espacio que había sido dejado de lado por mucha gente y ahora es la única calle en Quillota que tiene el comercio abierto los siete días de la semana. Las grandes empresas han invertido en imagen y han enseñado a los comerciantes del sector que es necesario actualizarse.

Muchas veces se piensa que las grandes tiendas afectan al comercio local, sin embargo, si los comerciantes lo vemos como una oportunidad, es posible darse cuenta que estas grandes tiendas atraen al público. Llaman a más personas a venir al centro, lo que los pequeños comercios no somos capaces de atraer.

Aunque Quillota se caracteriza por mantener un comercio con precios muy accesibles, entre otras cosas, hace falta la mano del municipio en cuanto al paisajismo -que fue prometido antes de las elecciones del año pasado-, además hace falta mantención para que este polo comercial continúe desarrollándose.

Creo que no hay más espacio en la ciudad para nuevos comercios, sólo falta que los que están sigan modernizándose para descentralizar el casco histórico y no todo se desarrolle en torno a la Plaza de Armas.

Todos podemos potenciarnos, siempre privilegiando el servicio y la atención, para hacer de este un muy buen comercio, tanto para los quillotanos como para los clientes que nos visitan desde otras comunas.



Portadas El Observador


 
 

Casa Matriz
La Concepción 277. Casilla 1 - D.
Quillota, V Región, Chile.